Cómo planificar una boda

Después de los primeros momentos de emoción tras anunciar a los familiares y amigos la gran noticia de que por fin os casáis, llega el terrible momento de enfrentarse a la gran pregunta: ¿Por dónde empezamos?. Vamos a recoger todo lo que hay que hacer para que podáis tenerlo todo bajo control y para evitar sustos.

Está claro que lo primero es saber la fecha y el lugar donde se va a celebrar la boda. Es muy importante tenerlo claro y decidido desde el principio, pues muchos detalles dependerán de ello. Por ejemplo ten en cuentan si muchos de los invitados acudirán en coche (al evento y al banquete), pues es primordial que haya sitio para aparcar, sino la mayoría podría llegar tarde y es algo muy molesto para todos.

Otro ejemplo de que la fecha importa mucho es por el clima, para la elección del vestido por ejemplo (tirantes, con o sin mangas, con algo de abrigo) o para saber si los invitados podrán asistir sin problema, por si los niños que vienen de fuera tienen que perderse días de colegio o por ejemplo para planear vuestra luna de miel. Valora todas estas opciones y elige la que mejor os convenga.

Algo que seguramente te llevará mucho tiempo es la elección del vestido y los complementos. Así que para esta tarea planifica visitas a varias tiendas especializadas, ve poco a poco, para que puedas ir descartando los diseños que no te convencen. Aprovecha para entre cita y cita para probarte vestidos, en ir viendo webs para ir viendo modelos. No te olvides del novio, seguramente tendrás que aconsejarle y guiarle.

Los detalles para los invitados y pequeños recuerdos son otro quebradero de cabeza. Si os sentís agobiados, pide ayuda a padrinos o amigos; que sean ellos los que seleccionen varias opciones y que pregunten precio, disponibilidad, etc. Esto os ahorrará mucho tiempo.

La lista de invitados y la de bodas, no suele ser difícil, pero la colocación de las mesas igual sí que es más complicado. Pero tened en cuenta que es un día para pasarlo bien, así que la gente estará dispuesta a sentarse con quien sea. Aprovecha este momento para elegir el menú y la música, así cerrareis definitivamente el tema del banquete y todo lo que conlleva.

No te olvides de los anillos, las flores y sobre todo vuestro destino para la luna de miel. Esto lo podéis ir mirando con calma y desde casa, luego sólo quedará acercaros a las tiendas especializadas y cerrar la compra.

Puntuación
[Total: 0 Puntuación: 0]

Deja un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

*

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar